Kategora finalizará en Agosto la reforma del edificio que albergará una Residencia de Estudiantes y apartahotel en el centro de Budapest.

Fuente: El Mundo

En total, el inmueble albergará 51 apartamentos desde 67.000 € que saldrán al mercado del alquiler. La compañía vasca busca, actualmente, inversores españoles que los adquieran en propiedad.

La empresa bilbaína Kategora, especializada en la gestión de patrimonio inmobiliario en el Este de Europa, prevé finalizar en julio la reforma de un edificio en el centro de Budapest (Hungría) que servirá para alojar a estudiantes universitarios.

El establecimiento será la primera residencia universitaria en el centro de la capital magiar y contará con las principales comodidades y servicios. Además, durante el período estival, se utilizará en régimen de apartahotel para aprovechar el ‘boom’ turístico de la ciudad, según ha informado la compañía en un comunicado. El edificio, situado cerca de la Facultad de Medicina de la Universidad de Semmelweis, contará con 51 apartamentos destinados a alojar a estudiantes universitarios extranjeros a partir de septiembre de este mismo año, cuando comience el curso académico.

El director gerente de Kategora, Kepa Apraiz, ha indicado que esta residencia puede ofrecer una solución al «grave» problema de vivienda de este colectivo y, al mismo tiempo, «ofrecer una rentabilidad asegurada anual a los inversores que han confiado en nuestro asesoramiento inmobiliario/financiero, rendimiento muy superior al que obtendrían con activos similares en España»

Los 51 apartamentos pueden comprarse por inversores españoles a partir de 67.000 euros, pudiendo ser alquilados desde los 400 euros al mes.

El objetivo de la inversión es explotar los apartamentos en régimen de alquiler durante cinco años de forma que el inversor obtenga por esta vía un 25% de su inversión en este período. Adicionalmente, según ha explicado Kategora, se pretende conseguir en este período una rentabilidad del 25% adicional en la venta del activo, gracias al «previsible» incremento de los precios inmobiliarios en la zona.

La firma vasca, con una experiencia de cinco años en la gestión integral de patrimonio inmobiliario, gestiona en la actualidad una cartera de más de 600 activos inmobiliarios en el Este de Europa correspondientes a 300 clientes, así como dos apartahoteles en funcionamiento.